Nuestras recetas

Un amplio recetario seleccionado cuidadosamente en base a criterios de alimentación sana y equilibrada

Sardinas rellenas

Sardinas rellenas

Ingredientes

Raciones: 1 persona

  • 10 g Aceite de oliva
  • 5 g Ajo
  • 25 g Cebolla
  • 20 g Harina de trigo
  • 1 g Laurel
  • 80 g Patata
  • 1 g Perejil
  • 150 g Sardina

Instrucciones

Evisceramos las sardinas, eliminamos la cabeza y las escamas. Se utilizarán la mitad para hacer la base y la otra mitad para hacer la tapa, por lo que separamos las sardinas en dos grupos. Colocamos la mitad de las sardinas a modo de base en un recipiente y hacemos un sofrito compuesto de aceite, ajo, perejil, cebolla y un poco de harina para que espese. Echamos el sofrito sobre la base de las sardinas añadiendo también media hoja de laurel por cada sardina. Con la otra mitad de las sardinas se tapan las que forman la base. Se rebozan en harina y se fríen.

Esta manera de preparar las sardinas, en la que se rebozan con harina, hace que este plato sea el precursor del actual bocadillo. La sardina es un pescado graso, que aporta ácidos grasos omega 3, por lo que está recomendada para personas que padecen enfermedades cardiovasculares. Cabe destacar el aporte de fósforo, que cubre casi el 100% de la cantidad diaria recomendada, y es bueno para nutrir nuestro cerebro, mejorando nuestra memoria. También es muy elevado su aporte de vitamina D, que regula el aporte de calcio a los huesos y regula la cantidad de fósforo y calcio en la sangre.