Nuestras recetas

Un amplio recetario seleccionado cuidadosamente en base a criterios de alimentación sana y equilibrada

Crepes de centollo

Crepes de centollo

Ingredientes

Raciones: 1 persona

  • 3 g Aceite de oliva
  • 5 g Cebolla
  • 35 g Centollo
  • 15 g Cereza
  • 5 g Coñac
  • 0.20000000298023224 g Guindilla
  • 20 g Harina
  • 40 g Huevo
  • 25 g Leche desnatada
  • 5 g Mantequilla
  • 10 g Nata
  • 0.20000000298023224 g Pimienta blanca
  • 0.20000000298023224 g Sal
  • 25 g Tomate
  • 6 g Zanahoria

Instrucciones

En primer lugar haremos las crepes mezclando la harina con la cerveza mas 150 cc de leche, añadimos los huevos batimos bien y condimentamos con una pizca de sal y pimienta. Derretimos la mantequilla en un cuenco y preparamos un trozo de algodón con el que iremos mojando la sartén en donde vamos ha hacer las crepes. A fuego medio mojamos la sartén con el algodón y volcamos con un cazo un poco de la mezcla cuando empiece a desprenderse por los bordes le damos la vuelta. Continuamos así hasta acabar la masa habiéndolas depositado sobre un plato. A continuación se prepara una salsa americana para marisco rehogando la cebolla y la zanahoria en aceite cuando empiece a tomar color se le añade el tomate la pimienta de cayena se rectifica de sal y se añade la centolla desmigada cuando esté en su punto la mezcla se rocía con el coñac y se prende fuego se deja reducir la salsa unos minutos. Esta mezcla se distribuye sobre las crepes y se enrollan. Se ponen en una fuente de horno, se rocían con un poco de nata líquida y se ponen por un momento a gratinar. Se sirve caliente.

El centollo aporta proteínas y es rico en zinc, que facilita la asimilación y almacenamiento de la insulina, y además es beneficioso para el sistema inmunitario. También destaca su contenido de yodo que ayuda a regular el colesterol y a procesar los hidratos de carbono. Al igual que ocurre en el resto de los mariscos, por el contenido en purinas del centollo, se desaconseja su consumo en personas que sufren gota o hiperuricemia. La masa de las crepes aporta energía, por su contenido en hidratos de carbono, y aumenta las calorías del plato.