Nuestras recetas

Un amplio recetario seleccionado cuidadosamente en base a criterios de alimentación sana y equilibrada

Caldereta de lomo de cerdo adobado

Caldereta de lomo de cerdo adobado

Información nutricional:

Kcal: 416,2
Proteínas: 32,8%
Hidratos de carbono: 21,8%
Lípidos: 45,4%

Ingredientes

  • 150 g lomo cerdo
  • 50 g arroz
  • 40 g calabacín
  • 40 g champiñones laminados
  • 30 g zanahoria
  • 30 g cebolla
  • 30 g pimiento verde
  • 1 cucharada sopera (10mL) aceite oliva
  • sal al gusto

Instrucciones

Tiempo preparación: De 30 a 40 minutos

Cortar en bastones la cebolla, el calabacín y el pimiento verde. Trocear en rodajas pequeñas la zanahoria y los dientes de ajo. Saltear en una cazuela no muy alta las verduras con un poco de aceite de oliva. Cuando las verduras estén comenzando a ablandarse añadir los champiñones limpios y el lomo de cerdo troceado. Rehogar el conjunto y cubrir hasta la mitad de agua, tapar la cazuela y dejar que se cocine a fuego suave por espacio de 20 minutos. Poner a punto de sal. Servir todo el conjunto en cuencos ya que suele quedar ligeramente caldoso.

Ventajas:
La carne de cerdo contiene todas las sustancias minerales esenciales para el organismo (excepto calcio). Destaca el su aporte de hierro hemo, facilmente absorbible. La carne de cerdo no aporta vitaminas liposolubles, fuera de las vísceras como el hígado, rico en vitamina A y D. Sí contiene vitaminas del complejo B, excepto el ácido fólico.

Inconvenientes:
El cerdo se digiere con bastante más dificultad que otras carnes, siendo su consumo poco adecuado para niños y personas mayores. Tampoco se aconseja para hipertensos y para personas con exceso de colesterol. Por su elevado índice de grasa se aconseja un consumo prudente y medido.